Fallece Félix Rocamora, el marisquero de Barinas

13/04/2018

Fallece Félix Rocamora, el marisquero de Barinas

Por Dioni García

Félix Rocamora Tenza, empresario de Barinas, ha fallecido a los 75 años de edad. ‘El marisquero de Barinas’, que también era conocido por su afición al fútbol y a los toros, era una persona entrañable y muy querida tanto en la Región como en Alicante.

Félix, padre de una hija y con dos nietos, siempre fue un fiel seguidor del Real Murcia, al que ayudó en muchos momentos de crisis. De origen humilde, en una entrevista a LA OPINIÓN recordaba sus orígenes: “Nací vendiendo pescado y vino porque mi padre era el tabernero del pueblo y vendía el pescado. He trabajado en todo lo que me ha salido, porque entonces sí que eran tiempos achuchados, no como los de ahora”, decía Rocamora, quien mantenía estrechos lazos de amistad con futbolistas y toreros como Jesulín de Ubrique.

Comenzó sus negocios con una taberna: “La gente estaba en cola para comer allí, pese a que estaba incómoda. Sabía que si ponía un negocio donde la gente estuviera cómoda, me iba a ir bien y, gracias a Dios, me ha ido bien”, recordaba.

Rocamora, fiel seguidor del Athletic de Bilbao, era un asiduo del Real Murcia, al que ayudó en numerosas ocasiones, como cuando en una de las temporadas de crisis vividas por el centenario club, recibió una llamada del entonces delegado del equipo, Juan Pacheco, diciéndole que no tenían ni balones para entrenar: “Lamé a Paco Pliego (entrenador y propietario de una tienda de deportes) y le dije que viera los balones que les hacían falta y que se los llevaran. He tenido amigos que me reñían por ayudar al Murcia, pero siempre lo he hecho con mucho gusto”, contaba. Incluso en uno de los encierros de los jugadores por impagos en los años noventa, Félix salió al rescate de los jugadores. “Les mandé comida y ropa. A muchos jugadores les he regalado hasta vajillas. Yo he tenido la suerte de conocer a entrenadores como Eusebio Ríos y Felipe Mesones. Incluso Eusebio llevó a Barinas el equipo para jugar en el campo de tierra”.

También logró que el equipo de su pueblo, el Barinas, llegara a jugar en Tercera División, un hecho histórico, ya que en su momento se convirtió en la población más pequeña con un equipo en categoría nacional: “Llevamos el equipo hasta Tercera División. Tuvimos muchos jugadores buenos, sobre todo me los llevaba del Imperial”. En septiembre de 2016, veintisiete años después del ascenso de los barineros, entrenadores, jugadores y toreros amigos de Félix respondieron rápidamente a la llamada de Pepe Valero, colaborador de este diario y fotógrafo del equipo durante aquellas temporadas de gloria, para rendirle un homenaje que se venía fraguando desde hace un tiempo. Cano, Mangui, Sastre, Ica, Joaquín Sánchez, Salvador, Churri, Tiberi, Ojeda, Juan Alejo, Antonio Marco, Vicente Jordán, Juany Vicente, Celso, Rafa, Pascual, Valentín, Gambín, Joaquín, Otilio, Álvarez, Nicolás, Cutillas, Porras, Arsenio, Ernesto, Pepe Maximino, El Moreno, Torres, Antonio e Ignacio acudieron a la cita junto a los toreros Pepín Liria y Juan Belda.

En los toros también era una persona respetada y conocida. Pepín Liria, Alfonso Romero, Rafaelillo y Jesulín de Ubrique son maestros a los que estuvo ligado, como también a la plaza de toros de La Condomina, donde todos los años, con motivo de la feria reunía a sus amigos para invitarlos a comer en los corrales.

Sin comentarios

Deja tu mensaje de recuerdo

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *